Navegación – Mapa del sitio

Los franceses en el Perú en 2005: distribución espacial y socioprofesional

Les Français au Pérou en 2005 : répartition spatiale et socioprofessionnelle
French people in Peru in 2005: spatial and socio-professional distribution
Henri Godard
p. 123-136

Resúmenes

Este artículo presenta una fotografía de la presencia francesa en el Perú en 2005, pues un análisis diacrónico resulta imposible dada la ausencia de fuentes o de sus lagunas. Después de presentar los límites estadísticos y cartográficos del estudio, se analizará la distribución espacial de los franceses en el Perú: su implantación en el área metropolitana limeña será puesta en exergo. Finalmente, la última parte pone en concordancia el lugar de residencia de los franceses y la categoría socioprofesional a la que pertenecen: esta correlación permite aproximarse a su situación socioeconómica. El análisis se basa en algunos mapas y cuadros sintéticos que permiten visualizar informaciones presentadas frecuentemente sin soporte espacial. Además, este busca aportar algunos elementos de respuesta a las siguientes interrogantes: la comunidad francesa en el Perú, ¿es homogénea o heterogénea? ¿Los franceses se agrupan en ciertos sectores de Lima o se implantan de manera indiferenciada en la capital peruana? ¿Cuáles son las razones para la elección de su lugar de residencia? ¿Existe una relación entre su lugar de residencia y su categoría socioprofesional?

Inicio de página

Texto completo

El autor agradece los distintos servicios de la Embajada de Francia en el Perú que le facilitaron el acceso a documentos internos, permitiéndole la redacción de este artículo.

1Desde el siglo XVIII, la presencia francesa en el Perú, numéricamente pequeña en relación a la de otras comunidades europeas, se caracteriza por un crecimiento demográfico moderado. En efecto, los datos compilados por Fabián Novak, Pascal Riviale y Jakob Schlüpmann a partir de diferentes censos permiten seguir su evolución. En 1776, solamente 31 franceses fueron censados en Lima. A partir de mediados del siglo XIX la población francesa se acrecentó y las migraciones más masivas y organizadas se substituyeron a las migraciones espontáneas. Este crecimiento del número de franceses instalados en el Perú, principalmente en Lima-Callao, se explica a la vez por las políticas migratorias peruanas favorables a la inmigración europea y por la explotación masiva del guano: así, la población francesa pasó de aproximadamente 300 personas en 1825 a 2 693 en 1857 y a 2 625 en 1872, de las cuales cerca del 19 % radicaban en provincias. En razón de la confiabilidad relativa de estos censos y de la subestimación de los datos (franceses no registrados ante los servicios consulares), se estima que, en la segunda mitad del siglo XIX, el número de los súbditos franceses que vivían en el Perú se elevaba a aproximadamente 3 000.

2El inicio del siglo XX rompe con estos dos siglos de crecimiento demográfico moderado de la comunidad francesa. Un periodo de decadencia demográfica sucede a estos dos siglos de crecimiento moderado. En efecto, en razón de la crisis económica peruana y de las consecuencias de la Guerra del Pacífico, disminuye el número de franceses instalados en el Perú: en 1920, los franceses instalados en Lima se evaluaban en 872 mientras que en 1876 habían sido 1 479. Si la inmigración francesa sufrió variaciones en función de los acontecimientos internacionales y de la evolución de la situación económica y de las políticas migratorias llevadas a cabo por los países de acogida y de partida a todo lo largo del siglo XX, siempre fue marginal en relación a otras comunidades de los países industrializados instaladas en suelo peruano.

3Si en junio de 2005, 3 176 franceses estaban inscritos ante los servicios consulares, no cabe sino constatar que esta cifra es apenas superior a la de los franceses registrados a mediados del siglo XIX. Sin embargo, la comunidad francesa en el Perú está en constante aumento desde algunos años atrás: prueba de ello, un crecimiento significativo de 32 % entre 2000 y 2005 y de 11 % entre 2004 y 2005. Este aumento demográfico no significa que el Perú se haya convertido desde hace algunos años en un país más atractivo para los franceses. Se explica más bien por el número importante de nacimientos registrados por la sección consular y por la política de acercamiento que efectúa la embajada con los súbditos franceses (simplificación de los trámites de inscripción entre otros). La comunidad francesa, aunque en crecimiento, sigue siendo discreta. Ocupa la sexta posición, muy por detrás de las comunidades asiáticas y de las de otros súbditos de la Unión Europea (españoles, alemanes, italianos), sin tomar en consideración a las comunidades de los países vecinos (Chile, Ecuador, Bolivia…).

4La importancia numérica de los franceses instalados en los países de los Andes centrales depende de numerosos factores: por un lado, de la coyuntura política, económica y social de cada país; por otro lado, de los intereses económicos y culturales de Francia; por último, del número de establecimientos franceses y binacionales implantados en ellos. En 2005, el número de franceses inscritos en Bolivia, en Ecuador y en Colombia era, respectivamente, de 1 000-1 300, 1 463 y aproximadamente 3 300.

5Este artículo presenta una fotografía de la presencia francesa en el Perú en 2005 pues un análisis diacrónico resulta imposible dada la ausencia de fuentes o de sus lagunas. Después de presentar los límites estadísticos y cartográficos del estudio, se analizará la distribución espacial de los franceses en el Perú: su implantación en el área metropolitana limeña será puesta en exergo. Finalmente, la última parte pone en concordancia el lugar de residencia de los franceses y la categoría socioprofesional a la que pertenecen: esta correlación permite aproximarse a su situación socioeconómica. El análisis se basa en algunos mapas y cuadros sintéticos que permiten visualizar informaciones presentadas frecuentemente sin soporte espacial. Además, este busca aportar algunos elementos de respuesta a las siguientes interrogantes: la comunidad francesa en el Perú, ¿es homogénea o heterogénea? ¿los franceses se agrupan en ciertos sectores de Lima o se implantan de manera indiferenciada en la capital peruana? ¿cuáles son las razones para la elección de su lugar de residencia? ¿existe una relación entre su lugar de residencia y su categoría socioprofesional?

1. Los límites del estudio

6Las fuentes utilizadas provienen principalmente del servicio consular de la Embajada de Francia en el Perú quien ha proporcionado al IFEA los datos estadísticos necesarios para la realización de los documentos de acompañamiento y para su interpretación (demografía, localización del sector de residencia en la aglomeración limeña, categorías socioprofesionales). Se ha superpuesto al conjunto de informaciones provenientes de la embajada los datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) a escala de distritos (densidades en 2003 y nivel de pobreza en 2001).

1. 1. Los datos estadísticos

7Si 3 176 franceses estaban inscritos ante los servicios de la Embajada de Francia en junio de 2005, se considera que esta cifra está subestimada en un 20 %. Más de 600 franceses no estarían inscritos; en la mayoría de los casos se trata de binacionales franco-peruanos —estos representan cerca de 70 % del conjunto de la comunidad— que no sienten la necesidad de hacerse inscribir. En consecuencia se puede estimar la comunidad francesa en aproximadamente 3 800 individuos.

8El tamaño de la muestra, muy reducida, plantea un problema de representatividad estadística. En efecto, sea cual fuere la escala considerada —el conjunto del país, la aglomeración limeña, los distritos de la capital— la población de nacionalidad francesa es muy pequeña (un poco más de 0,01 % de la población peruana y menos de 0,05 % de la de la Gran Lima). En consecuencia, la interpretación de los documentos debe ser hecha con precaución. El tamaño de la muestra es aún más reducido cuando no se toma en cuenta sino a la población activa francesa que tiene un empleo (cf. 3ª parte).

9La base de datos no exhaustiva del servicio consular está mal adaptada para un análisis de la distribución de los franceses por categorías socioprofesionales —no siendo ese su objetivo por lo demás—. En efecto, aquella mezcla a la vez rubros del Instituto Nacional de Estadística y Estudios Económicos francés (INSEE) y categorías específicas (agentes de los diferentes servicios de la embajada, profesores, etc.). En consecuencia es muy difícil agrupar las profesiones tomadas en cuenta por el servicio consular, utilizar la tipología de primer nivel (ocho rubros) definida por el INSEE y comparar los promedios franceses con las situaciones de los franceses que viven en el Perú. Además, no es posible hacer ningún cruce entre la tipología del INSEE y la del INEI. Por consiguiente es imposible comparar las situaciones promedio de los peruanos y de los franceses en función de la categoría socioprofesional.

10Por último, los sectores, base espacial del censo de los franceses residentes en la capital, son poco numerosos (seis) en razón del reducido tamaño de la comunidad y reúnen 35 distritos del INEI muy heterogéneos. Los sectores han sido delimitados para garantizar la seguridad de la comunidad francesa. En efecto, en caso de catástrofe natural, los franceses residentes en un sector deben dirigirse a un «espacio refugio» determinado en función de su lugar de residencia (la embajada, el Colegio Franco Peruano, etc.). Cada sector es administrado por un responsable encargado de pasar lista y organizar este campo provisional que agrupa a los franceses de un mismo sector. Los límites de los seis sectores han sido fijados para hacer frente a las necesidades particulares de la embajada; en consecuencia, estas unidades espaciales no pretenden proporcionar los datos necesarios para estudios demográficos o socioeconómicos (fig. 1).

1. 2. La construcción y la lectura de los mapas

11El tamaño limitado de la muestra y el número reducido de sectores inducen a aberraciones visuales y a agrupamientos espaciales que pueden dañar la precisión y la calidad de la interpretación. Cada sector definido por la embajada reúne de 2 (sector 5) a 10 distritos (sector 1). Los distritos, poblados a menudo por varias decenas de miles de limeños, son muy heterogéneos (superficie, número de habitantes y composición socioeconómica): Carmen de la Legua ocupa menos de 2 km2 y contaba en 2003 con más de 45 000 habitantes; San Juan de Lurigancho cubre más de 140 km2 y albergaba 766 000 limeños. Los sectores, que agrupan a varios distritos, son aún menos homogéneos que los distritos. El sector 4 reúne distritos socioeconómica y morfológicamente muy heterogéneos, en particular los distritos de Miraflores y Barranco por un lado y Villa El Salvador y San Juan de Miraflores por otro lado; este sector agrupaba cerca de 1 250 000 limeños y 650 franceses.

12En los mapas que muestran la concentración de los franceses en la aglomeración (fig. 3) y la distribución de la población activa con un empleo por categoría socioprofesional (fig. 6), el tamaño de los círculos que representan valores absolutos dan la impresión de una comunidad francesa importante, lo que no es el caso desde luego. Sin embargo, para que los mapas sean legibles, fue necesario escoger un diámetro mínimo que sea compatible con la escala del mapa. Los valores máximos y mínimos para ambos mapas son respectivamente 678 y 121 franceses por un lado y 255 y 55 franceses activos con un empleo, por otro lado.

13Habiendo presentado estos límites, es necesario, sin embargo, matizar sus consecuencias. En efecto, la hipótesis de partida, que descansa sobre la concentración de los franceses en ciertos distritos —incluso hasta en porciones de un distrito— permite superar el problema de la heterogeneidad de los sectores: las conclusiones presentadas, que a veces faltan de precisión, no están erradas. En razón de los ingresos de la comunidad francesa, generalmente superiores al promedio limeño, se encontrará un número superior de franceses en los distritos de Barranco o de Miraflores en relación al de Villa El Salvador (sector 4) y también mayor en el distrito de La Molina que en los de Villa María del Triunfo o Ate Vitarte (sector 6).

2. La concentración espacial de los franceses

14La figura 1 presenta los datos básicos de localización: sobre un modelo numérico de terreno se han colocado los límites administrativos del INEI, el contorno de los sectores definidos por la embajada, la nomenclatura de los distritos, etc. En razón de la escala de los dos mapas temáticos, estos datos no son retomados sistemáticamente. Los 35 distritos tomados en cuenta por la Embajada de Francia reúnen a cerca de 7,8 millones de habitantes en 2005 (censo de la población).

Figura 1 – Mapa de localización

Figura 1 – Mapa de localización

2. 1. La concentración geográfica en tres zonas

15La figura 2 presenta una síntesis de la localización geográfica de la comunidad francesa. Constante nacional, sean cuales fueren los datos presentados y las temáticas analizadas, la aglomeración de Lima «aplasta» a las provincias: concentra 80 % de los franceses inscritos (2 548 en 2005 contra 628 en provincias, principalmente en Arequipa y Cusco y en menor medida en Trujillo y Piura). Tres sectores que albergan cada uno aproximadamente a 25 % de los franceses instalados en Lima, reúnen a 78 % del conjunto de la comunidad (la relación entre Lima y provincias es la misma que en el siglo XIX). Los principales polos de concentración son los distritos de San Isidro (sector 3), Miraflores —y en menor medida Barranco y Chorrillos— (sector 4) y Santiago de Surco (sector 5). En cambio, los sectores 1 y 2 albergan respectivamente menos de 5 % y menos de 6 % de los súbditos franceses en Lima.

Figura 2 – Repartición de los franceses en Perú en 2005

Figura 2 – Repartición de los franceses en Perú en 2005

16La figura 3 pone en relación la densidad de la población de los distritos y la distribución de los franceses por sector. La correlación inversa entre las densidades y la implantación de los franceses es marcada. La visualización de estos datos permite extraer algunas conclusiones sobre las lógicas espaciales de implantación de esta comunidad.

Figura 3 – Concentración de los franceses en el área metropolitana de Lima y en Perú en 2005

Figura 3 – Concentración de los franceses en el área metropolitana de Lima y en Perú en 2005

17Por un lado, la mayoría de los franceses dispone de ingresos que les permiten residir en los distritos más atractivos de la capital: seguridad reforzada, calidad de las instalaciones y de las infraestructuras, proximidad a las tiendas, supermercados y comercios de lujo, facilidad de acceso a los centros de diversión, a los restaurantes famosos, a los servicios de salud privados, a los parques, etc. Si fuese posible disponer de datos con una escala más fina, su cartografía dejaría aparecer una concentración aún más marcada dentro de los distritos apreciados por los franceses: el mapa mostraría un agrupamiento máximo en algunos barrios, algunas manzanas y algunas calles. La figura 6 deja ver, de manera aún más explícita que la figura 3 —los franceses viven generalmente en los distritos menos densamente poblados de la aglomeración— la correlación inversa entre las concentraciones espaciales de los franceses y el nivel de pobreza por distrito: a mayor número de franceses en un distrito menor grado de pobreza elevada.

18Por otro lado, la correlación es estrecha entre las grandes instituciones francesas y franco peruanas y los lugares de residencia privilegiados por los franceses. Los establecimientos administrativos, culturales y científicos franceses y franco peruanos están cerca los unos de los otros: los servicios de la Embajada de Francia, la sede de la Alianza Francesa, el Instituto Francés de Estudios Andinos (IFEA) y el Instituto de Investigación para el Desarrollo (IRD) se escalonan sobre 11 manzanas de la Avenida Arequipa (es decir, menos de 1 500 m) en el distrito de Miraflores. Si tomamos en cuenta a la Misión económica de la embajada, situada en San Isidro, el conjunto de estos establecimientos, a los cuales se puede añadir algunas filiales con capitales franceses, se inscriben en un círculo cuyo radio es de 1,5 km alrededor de la Embajada de Francia. Otro proveedor de empleos para los franceses residentes (contrato local) y los funcionarios del Estado francés (nombrados) es el Colegio Franco Peruano que está lejos de este centro: situado a 10 km a vuelo de pájaro de la Embajada de Francia, al sureste de la aglomeración (distrito de Santiago de Surco, en el sector 5). El Colegio Franco Peruano es un elemento central en la vida de los franceses de Lima: en efecto, la población de la comunidad es joven como lo demuestran las pirámides de edad comparadas de los franceses instalados en el Perú y de la población francesa (fig. 4). En 2005, los menores de 20 años representaban más del 32 % de la comunidad francesa en el Perú contra 25 % en Francia.

2. 2. Los franceses nombrados en el Perú: exacerbación de las tendencias precedentes

19Hacer un estudio sobre los funcionarios del Estado francés que se instalan en el Perú por el tiempo que dure su contrato (en este caso su familia no es tomada en cuenta en su implantación espacial) significa examinar una muestra aún más reducida. Desde algunos años atrás, la relación entre el número de franceses en el Perú y el de funcionarios nombrados no deja de crecer: pasó de 16,5 en 2000 (123 nombrados) a 22,6 (102) en 2002 y a 34,7 (89) en 2005. Esta reducción del número de funcionarios puede explicarse por la escasa presencia económica de Francia en el Perú, las restricciones presupuestales y las supresiones de puestos y el aumento del número de franceses inscritos — lo que acarrea la disminución de esta relación—. En 2005, había 89 funcionarios de los cuales 5 residían en provincias. Los sectores limeños 1 y 2 contaban con 3 y 2 respectivamente y el sector 4 era el que agrupaba al mayor número de ellos (31 individuos).

20Cuando se hace la diferencia entre franceses residentes permanentes, a menudo binacionales, y franceses funcionarios, el peso de Lima pasa a ser aún más aplastante: de los 89 franceses que disponían de un contrato en 2005, 84 (o sea 94 %) vivían en la aglomeración limeña (figura 2). Si su distribución por sector sigue las tendencias puestas en evidencia anteriormente, estas son exacerbadas. Los sectores 3 y 4 dominan: reúnen a cerca del 70 % de los funcionarios franceses contra apenas más de la mitad del conjunto de la comunidad francesa. En cuanto al sector 5, que alberga al Colegio Franco Peruano, es menos atractivo para los funcionarios (14 %) que para el conjunto de la comunidad (27 %). Se pueden adelantar dos hipótesis para explicar estos fenómenos: por un lado, la mayoría de los funcionarios, que disponen de altos ingresos, tienden a instalarse en los distritos y barrios más selectos de la aglomeración; por otro lado, la relativa desafección por el sector 5 se explica con toda certeza por la estructura familiar de numerosos funcionarios (solteros, parejas jóvenes sin hijos y parejas mayores de cincuenta años que ya no tienen hijos a su cargo).

21La distribución espacial de los súbditos franceses en el Perú se define en consecuencia por tres factores estrechamente ligados: la situación geográfica de los sectores y barrios privilegiados por la comunidad francesa, el nivel de ingresos y la categoría socioprofesional de los activos.

3. Profesiones y categorías socioprofesionales de los franceses en el Perú

22El análisis de las categorías socioprofesionales (CSP) de los franceses instalados en el Perú encuentra varias dificultades. Por un lado, la muestra es reducida: en efecto, se contaba 1 199 franceses activos en el Perú en 2005, de los cuales 978 en la aglomeración limeña (81 %). Ese mismo año, la población activa ocupada representaba 38 % de la comunidad francesa en el Perú contra 44 % en Francia. Esta diferencia entre la situación nacional y la de los franceses en el Perú se explica con seguridad por la elevada tasa de inactividad de las cónyuges de los activos franceses: mientras que cerca de 46 % de los hombres eran activos en 2005, solamente 30 % de las mujeres tenían un empleo. Los ingresos frecuentemente medios o altos de los franceses en el Perú (un segundo salario es menos necesario que en Francia) y las dificultades para encontrar un empleo para las cónyuges explican esta alta tasa de inactividad. Por último, la tasa de desempleo en el seno de esta comunidad es bastante inferior a la que existe en Francia: 3 % contra 10 %. Por consiguiente, en razón del pequeño tamaño de la muestra, los tratamientos estadísticos consideran a veces pequeños valores absolutos que hacen poco representativo el análisis de ciertas CSP (se contaba, por ejemplo, en el rubro «Artesanos, comerciantes, empresarios» a tres franceses que viven en sector 1 de la aglomeración limeña).

23Por otro lado, las nomenclaturas del INSEE, del INEI y del servicio consular son difícilmente comparables. La tipología de primer nivel elaborada por el INSEE (8 rubros) no coincide con la de la embajada; prueba de ello son los rubros INSEE «Ejecutivos y profesiones intelectuales» (n° 3) y «Profesiones intermedias» (n° 4) particularmente representativos. El servicio consular ha creado la categoría «Profesores» que agrupa a profesores que dependen a veces del rubro n° 3, a veces del rubro n° 4; es pues imposible colocar a los profesores en uno de los dos rubros INSEE. Además de la categoría «Profesores», el servicio consular ha creado 4 clases de funcionarios dependientes de la embajada (sueldos pagados por el ministerio de relaciones exteriores francés); ellos tampoco pueden ser distribuidos en uno de los dos rubros INSEE. A fin de cuentas, la multiplicación de los ejemplos mostraría las numerosas dificultades de cruce de estas tipologías. Estas provienen del hecho que la base de datos por profesiones y CSP de los franceses inscritos ha sido elaborada por la embajada para sus necesidades específicas. En consecuencia, estos datos pueden difícilmente ser cruzados con los que produce el INSEE o el INEI a escala nacional.

24El agrupamiento de los franceses por profesiones y categorías socioprofesionales, indicador pertinente de los ingresos, permite conocer el nivel socioeconómico de esta comunidad. La figura 6 presenta la cartografía de estos datos que han sido superpuestos al nivel de pobreza por distrito (5 quintiles, o sea aproximadamente 7 distritos por clase). Este mapa, que pone en relación las profesiones y las CSP y el lugar de residencia, completa así la figura 3. Para que permanezca legible, solo han sido representadas las CSP cuyo porcentaje por sector geográfico superaba el 15 %.

3. 1. El elevado nivel socioprofesional de los franceses

25La figura 5 presenta los perfiles de las provincias, del área metropolitana de Lima y de los seis sectores de la capital en función de las CSP y de las profesiones de la población francesa activa ocupada en el Perú. Sea cual fuere la escala considerada —nacional, regional, metropolitana, intrametropolitana— el cuadro pone en evidencia la sobrerepresentación de las profesiones y de las CSP superiores. La figura 6 permite visualizar los datos simplificados de la figura 5. El rasgo está más acentuado también por la clasificación de los distritos en función del nivel de pobreza de sus habitantes.

Figura 4 – Pirámides de edad de los franceses en Perú y en Francia en 2005

Figura 4 – Pirámides de edad de los franceses en Perú y en Francia en 2005

Figura 5 – Repartición de los franceses activos por categoría socioprofesional y profesión en Perú en 2005

Figura 5 – Repartición de los franceses activos por categoría socioprofesional y profesión en Perú en 2005

26A escala del Perú, dominan los rubros «ejecutivos y profesiones intelectuales» y «profesiones intermedias». Ellos reúnen a 46 % de los activos franceses ocupados —más de 28 % y cerca de 18 % respectivamente— contra 38 % en Francia – menos de 15 % y apenas más de 23 % respectivamente. Si se crease una categoría que reúna a los franceses pertenecientes a estos dos rubros, los profesores y los agentes de la embajada (que pertenecen ya sea al primero, ya sea al segundo rubro), aumenta el diferencial entre las situaciones en el Perú y en Francia: 59 % contra apenas más de 38 %. Esta situación privilegiada de los franceses instalados en el Perú —una comunidad cuyo nivel de vida es elevado— es el principal elemento explicativo de su concentración espacial en los barrios residenciales de Lima y de las otras ciudades peruanas (los franceses están en su mayoría instalados en el medio urbano). El rubro INSEE «artesanos, comerciantes, empresarios» está igualmente sobrerepresentado en el Perú: cerca de 15 % contra 6 % en Francia. Esta categoría heterogénea, que agrupa situaciones socioeconómicas muy diferentes, no ha sido añadida a las dos anteriores. En cambio, los otros rubros están subrepresentados en el Perú: 15,5 % de los activos ocupados franceses en el Perú son «empleados» y 0,6 % son «obreros» contra 29 % y 24 % en Francia.

27Además, se nota algunas diferencias a escala de provincias. Guardando las proporciones, la situación socioprofesional y económica de los franceses es un poco menos favorable en ellas, la aglomeración limeña tiene tendencia en «jalar» hacia arriba los promedios nacionales. Si las CSP y las profesiones superiores están siempre sobrerepresentadas en relación a los promedios franceses, están en retroceso en relación a los promedios obtenidos por la comunidad francesa en el Perú: el rubro «ejecutivos y profesiones intelectuales» está en retroceso de cerca de 10 puntos (19 % contra 28 %) mientras que el rubro «artesanos, comerciantes, empresarios» es estable (16 % contra 15 %); en cambio, el rubro «profesiones intermedias» es muy superior (26 % contra 18 %). Por último, a escala de la capital peruana, la situación de los franceses es poco diferente de aquella que se ha puesto en evidencia a escala nacional: solamente el rubro «ejecutivos y profesiones intelectuales» está un poco más sobrerepresentado (más de 30 %). En cambio, a escala intraurbana, los contrastes entre los sectores son muy marcados.

3. 2. La oposición entre dos Lima

28Las figuras 5 y 6 presentan las disparidades espaciales y socioprofesionales en el seno de la aglomeración limeña. Si las tendencias son cercanas de aquellas que han sido puestas en evidencia a escala nacional, la heterogeneidad entre los sectores es significativa. Por un lado, los sectores 1 y 2, que se desmarcan de los otros cuatro, son relativamente «desfavorecidos» en relación a los promedios limeño y peruano. Por un lado, los rubros «ejecutivos y profesiones intelectuales», «profesiones intermedias» están subrepresentados (menos de 15 %, es decir valores en retroceso de más de 10 puntos en relación al promedio limeño). Por otro lado, el rubro «Religiosos» está sobrerepresentado: mientras que el promedio peruano se establece en menos de 8 %, representa 40 % de los activos franceses ocupados en el sector 1 y más del 36 % en el sector 2. Por cierto, los tratamientos estadísticos conciernen pequeños valores absolutos (55 activos ocupados en el sector 1, de los cuales 22 religiosos y 69 en el sector 2, de los cuales 25 religiosos). Sin embargo, estas tendencias reflejan la realidad y las conclusiones no están falseadas por la escasez numérica de la muestra. Estos sectores cubren los distritos históricos de Lima-Callao, poco apreciados por los franceses, que concentran las sedes de las órdenes cristianas cuyos miembros trabajan en los barrios populares y se dedican a tareas humanitarias (enseñanza, formación, salud).

Figura 6 – Categorías socioprofesionales de los franceses activos con empleo en el área metropolitana de Lima y en Perú en 2005

29Por otro lado, más de la mitad de los activos franceses ocupados de los otros sectores de la capital tienen una profesión que corresponde a los rubros «ejecutivos y profesiones intelectuales» y «profesiones intermedias» (de cerca de 47 % en el sector 4 a cerca de 52 % en el sector 5). Si se agregan los profesores y los agentes de la embajada —concentrados en los sectores 3 y 4— se puede considerar que más del 60 % de los franceses tiene una situación económica alta.

30Por último, sea cual fuere la escala considerada, el desequilibrio por CSP entre hombres y mujeres, cuya tasa de actividad es inferior, es impresionante. Las mujeres son más numerosas en la búsqueda de un empleo y la relación entre las activas y los activos es de 1 a más de 2 en los rubros «ejecutivos y profesiones intelectuales», «profesiones intermedias» y «artesanos, comerciantes, empresarios». No obstante, cuando se toma en cuenta a las profesiones consideradas como femeninas (enfermeras y maestras) y el rubro «empleados», la relación se invierte.

Conclusión

31Este análisis de la distribución espacial y socioprofesional de la comunidad francesa en el Perú permite extraer tres elementos de conclusión.

32Por un lado, deja ver una imagen fiel de los procesos segregativos y de la fragmentación del espacio, en el Perú en general y en la aglomeración limeña en particular. Un estudio similar referente a otras comunidades extranjeras de los países del Norte daría resultados comparables. En efecto, los procesos migratorios, las formas de instalación, las estrategias residenciales y las lógicas socioprofesionales son muy diferentes para los estratos de escasos ingresos de las comunidades latinoamericanas instaladas en el Perú. Por otro lado, las lógicas espaciales de los franceses que viven en la aglomeración-capital son poco diferentes de aquellas de los estratos socioeconómicos superiores limeños: los mapas coinciden.Finalmente, las enseñanzas extraídas de este análisis no son específicas del Perú ni de su capital. Es probable que la reproducción de este estudio en otros países latinoamericanos, incluso en otros continentes, llevaría a conclusiones idénticas.

Inicio de página

Bibliografía

Embajada de Francia en el Perú, servicio consular, 2004 – Note sur la communauté française, 4 p.; Lima: Embajada de Francia. Documento interno.

Embajada de Francia en el Perú, servicio consular, 2005 – Statistiques relatives à la communauté française au 1er juin 2005, 16 p.; Lima: Embajada de Francia. Documento interno y archivo informático.

Instituto Nacional de Estadísticas e Informática (INEI), 1993-2003 – IX Censo de Población y IV de Vivienda. Varios documentos (cf. la página web del INEI, http://www.inei.gob.pe/).

Instituto Nacional de Estadísticas e Informática (INEI), 2006 – Resultados definitivos: censo 2005, censo 2003; Lima: INEI. CD-ROM.

Ministerio de Economía y Finanzas (Dirección General de Asuntos Económicos y Sociales), 2001 – Hacia la búsqueda de un nuevo instrumento de focalización para la asignación de recursos destinados a la inversión social adicional en el marco de la lucha contra la pobreza, 64 p.; Lima: Ministerio de Economía y Finanzas

Novak, F., 2005 – Las relaciones entre el Perú y Francia (1827-2004), 321 p.; Lima: Embaja de Francia, Pontificia Universidad Católica del Perú.

Riviale, P., 2005 – Les Français au Pérou au XIXesiècle: portrait d’une émigration discrète, 16 p.; Lima: Alianza Francesa, Embajada de Francia, Instituto Francés de Estudios Andinos, Fondo Editorial-Congreso de la República. Conferencia en el marco del coloquio «La présence française au Pérou», 4, 5 et 8 de julio de 2005.

Schlüpmann, J., 2003 – L’immigration française au Pérou selon les registres de police des années1920 et1930 (ébauche d’une analyse quantitative), 7 p.; París. Documento de trabajo.

Inicio de página

Índice de ilustraciones

Título Figura 1 – Mapa de localización
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-1.jpg
Ficheros image/jpeg, 492k
Título Figura 2 – Repartición de los franceses en Perú en 2005
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-2.jpg
Ficheros image/jpeg, 232k
Título Figura 3 – Concentración de los franceses en el área metropolitana de Lima y en Perú en 2005
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-3.jpg
Ficheros image/jpeg, 500k
Título Figura 4 – Pirámides de edad de los franceses en Perú y en Francia en 2005
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-4.jpg
Ficheros image/jpeg, 168k
Título Figura 5 – Repartición de los franceses activos por categoría socioprofesional y profesión en Perú en 2005
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-5.jpg
Ficheros image/jpeg, 252k
URL http://bifea.revues.org/docannexe/image/4679/img-6.jpg
Ficheros image/jpeg, 474k
Inicio de página

Para citar este artículo

Referencia en papel

Henri Godard, « Los franceses en el Perú en 2005: distribución espacial y socioprofesional », Bulletin de l'Institut français d'études andines, 36 (1) | 2007, 123-136.

Referencia electrónica

Henri Godard, « Los franceses en el Perú en 2005: distribución espacial y socioprofesional », Bulletin de l'Institut français d'études andines [En línea], 36 (1) | 2007, Publicado el 08 mayo 2007, consultado el 25 julio 2017. URL : http://bifea.revues.org/4679 ; DOI : 10.4000/bifea.4679

Inicio de página

Autor

Henri Godard

Instituto Francés de Estudios Andinos (IFEA). E-mail: hgodard@ifea.org.pe

Artículos del mismo autor

Inicio de página

Derechos de autor

Licence Creative Commons
Les contenus du Bulletin de l’Institut français d’études andines sont mis à disposition selon les termes de la licence Creative Commons Attribution - Pas d'Utilisation Commerciale - Pas de Modification 4.0 International.

Inicio de página
  • Logo CNRS
  • Logo Ministère des affaires étrangères
  • Revues.org